Libros perdidos en el tiempo abril 25, 2019 – Posted in: Uncategorized

La escritura nos ha permitido transmitir información de generación en generación y son los libros los vehículos de nuestro conocimiento. 

En ocasiones la esta transmisión de información en forma de libros se ha visto truncada por la pérdida de obras que no llegaron hasta nuestros días. Ya sea por desastres naturales, eventos desafortunados o por simple censura de elites de poder de turno varios libros fueron desaparecidos.

Hay algunas obras que a pesar que no las podemos leer tenemos alguna información sobre su contenido y acá traemos algunos libros que se perdieron en el tiempo y seguro que te interesará conocer.

Margites

En la antigua Grecia en donde las epopeyas épicas estaban de moda y la joven literatura exaltaba proezas de héroes y dioses, nace Margites, una comedia disparatada en la que el protagonista Margites sabia muchas cosas pero todas las sabía mal.

Pequeños fragmentos y citas de este documento son lo poco que tenemos para asegurar que esta obra existió y que probablemente fue un éxito de su época, debido principalmente al contraste que tenía con respecto a la literatura épica.

Se estima que fue escrita entre los siglos VI y VII a.C  y se la atribuye a Homero. Lamentablemente no podremos conocer sobre las aventuras de este intrigante personaje.

Almas blancas

Esta controvertida obra desató varias acciones con un trágico final. Almas Blancas es la continuación de la famosa obra de Nicolai Gogol Almas Muertas, la cual narra de manera cruda la moralidad rusa. Esta obra se escribió en 1842 y le costó a su escritor varias críticas de la sociedad.

A pesar de todo esto Gogol escribió la segunda parte de su obra “Almas Blancas” en 1852  y la comunidad religiosa no le gustó mucho lo expuesto en el libro. El escritor fue tachado de impuro y pecaminoso lo que llegó a ser insostenible para el artista por la presión de la sociedad. Nicolai buscó remediar las cosas con la iglesia y fue convencido para quemar todas las copias del libro. Esto le causó una depresión importante en el autor quien se aisló por 9 días sin comer y falleció.

Obra perdida de Hemingway

Es comprensible creer que para que un libro se pierda deben pasar cientos de años ya que ahora la tecnología nos ayuda a preservar la información, pero la tecnología no garantiza que nuestra información esté segura siempre.

El renombrado escritor contemporáneo Ernest Hemingway fue víctima de casualidades de la vida que lo llevaron a perder una obra.

En 1922 los recién casados Ernest y Hadley organizaron un viaje durante el cual se encontrarían con otro escritor a quien querían enseñar el nuevo texto.

Durante el viaje, la maleta que llevaba la obra fue robada, esto no debería suponer un problema tan grande debido a que para la época era común realizar copias con papel carbón con la finalidad de preservar un duplicado del original. La desgracia para el renombrado Ernest llegó cuando Hadley, su primera esposa le contara que ella empacó en la maleta robada el original y la copia del libro.

Nunca se supo nada sobre el paradero del manuscrito y se estima que de encontrarse el libro costaría varios millones de dólares.

Estas son apenas unas cuantas obras que pasarán a la historia no por su contenido , pero si por la falta de el.

El cuarto Rey Mago »